Palets de Madera. Es uno de los embalajes más utilizados en el mundo.

Entre sus multiples ventajas está su resistencia, su fabricación estandarizada o a medida adaptándose a las necesidades de cada cliente además de ser un embalaje ecológico, que ayuda al usuario a reducir su huella de carbono.

En REGUSA reciclamos todo tipo de palets de madera llevando a cabo todas las fases del reciclaje de palets

 

1. Recogida: llevada a cabo mediante camiones plataforma o grandes contenedores, que permiten introducir en un sistema de gestión adecuado todas aquellas unidades que quedan fuera de uso y de la cadena de valor.

2. Clasificación: tras la llegada de los palets a la planta de recuperación, se procede a su separación por calidad, tipología y desperfectos detectados.

3. Reparación: en esta operación se examina la tipología del palet y se identifican y sustituyen aquellos elementos que presentan desperfectos.

4. Desmontaje: los palets que no presentan una reparación viable, por la elevada cantidad de desperfectos, son desmontados por piezas, obteniéndose tacos y tablas que son reutilizadas para la reparación de otros palets, en el caso de que sean apropiados o se procede a la gestión de los mismos como biomasa, valorizando este residuo.

5. Almacenaje: los palets reparados o clasificados desde un inicio como aptos por la inexistencia de anomalías son almacenados en función de la tipología y las medidas.

6. Expedición: la etapa final del reciclado de los palets coincide con la venta de los mismos y reentrada en el circuito productivo, hecho que supone la conversión y revalorización de un subproducto o residuo en un producto con alta demanda por parte de la industria.

Compartir